Praga, La ruta perfecta: Qué hacer en Praga en 2, 3 y 4 días.

Europa » Praga, La ruta perfecta: Qué hacer en Praga en 2, 3 y 4 días.

En este artículo os traigo una guía sobre qué hacer en Praga en 2, 3 y 4 días.

El propósito de la guía es ayudaros a planear vuestros días de manera que podáis ver todo lo imprescindible y también conocer otros rincones de Praga. Asimismo, daros opciones alternativas para que podáis elegir lo que más os atraiga.

Para empezar os dejo unos consejos básicos que se aplicarían para cualquier viaje a Praga.

  • Para estar más de 3 días por la ciudad lo más recomendable es ahorrar en transporte público comprando el ticket de 3 días. Cuesta 310 CZK (12€) y podéis utilizarlo para metro, tranvía y autobús.
  • Si se va con la intención de visitar museos, lo más rentable es la Prague Card. Con ella también se incluye la entrada a varias atracciones turísticas, el transporte público, el bus Airport Express y un Bus Tour por la ciudad.
  • En mis anteriores artículos encontraréis más ideas y consejos sobre Praga: 36 mejores cosas que hacer en Praga y Consejos para viajar a Praga como un auténtico local.
  • También os dejo un artículo de Mochiadictos con muchísimas ideas para hacer vuestro viaje más barato: 30 trucos para viajar barato.

Puente de Carlos IV

Qué hacer en Praga en un día

El inicio del viaje siempre es más enérgico, así que el primer día hay que aprovechar toda esa energía para conocer lo máximo posible.

Y para empezar a conocer Praga no hay nada mejor que un Free Tour. Permite ver lo imprescindible sin gastar mucho dinero, ya que en el free tour lo único que se paga es una propina al guía.

Con el Free Tour tendréis la oportunidad de visitar los sitios más emblemáticos de la ciudad: Malá Strana, el Puente de Carlos IV, la Ciudad Vieja, el Reloj Astronómico, el Barrio Judío y el Barrio Nuevo.

Por la tarde, después de comer, podéis aprovechar para visitar los lugares que quedaron fuera del Free Tour. En la Ciudad Nueva encontraréis la Casa Danzante y una vista espectacular del Castillo.

Muy cerca está la Catedral de los Santos Cirilo y Metodio, famosa porqué ahí se suicidaron partisanos checoeslovacos para no ser capturados cuando estaban rodeados por las tropas nazis.

La tradición local dicta que tras un día de mucho esfuerzo toca cerveza. En Náplavka, cerca de la Casa Danzante y a la orilla del río Moldava, encontraréis bares en dónde poder tomaros una cerveza checa con una vista preciosa del río.

Náplavka es también un buen sitio para cenar. En el Restaurante Kristian Marco tienen buena comida a precios asequibles.

Castillo de Praga y Puente de Carlos IV

Traslados Aeropuerto Praga – centro ciudad aquí.

Qué hacer en Praga en dos días – Día de los Castillos

Para el segundo día os propongo visitar los castillos que hay a ambas orillas del Moldava, el Monasterio de Strahov y la Torre de Petřín. La ruta empieza en el Castillo de Praga y se acaba en el Castillo de Vyšehrad.

El Castillo de Praga es una visita obligada y no os dejará indiferentes. Es recomendable ir temprano ya que suele haber cola para entrar.

En los alrededores está la Plaza del Castillo, el Foso de los Ciervos al norte y jardines con viñedos al sur con vistas a Malá Strana.

Lo principal a visitar dentro Castillo son la Catedral de San Vito, el Antiguo Palacio Real y el Callejón de Oro.

Algo que no todo el mundo sabe es que nada más entrar al Callejón de Oro hay unas escaleritas que suben a barracones medievales con una exposición de armaduras, espadas y escudos.

Cerca del Castillo está el Monasterio de Strahov en el que también venden una cerveza muy rica. Es poco visitado por los turistas pero merece la pena ver uno de los monasterios más antiguos e importantes de la historia checa.

El siguiente punto del a ruta es la Torre de Petřín. Desde ahí, uno de los puntos más alto de la ciudad, la vista es espectacular. En los alrededores de la torre encontraréis la antigua muralla y un parque que baja hasta el barrio de Anděl.

Bajando por el parque está la parada de tranvías Újezd. Se puede bajar a pie o con el teleférico. De ahí tomáis tranvía hacia Výtoň, que es la parada en más cercana a Vyšehrad.

Vyšehrad cuenta con altos muros y grandes portones. Dentro encontraréis la reconstruida Iglesia de San Pedro y San Pablo, el cementerio, jardines y un mirador donde poder disfrutar de una vista diferente del río Moldava.

En Vyšehrad se desarrollan numerosos eventos durante todo el año. Podéis consultar la página web oficial para consultar el programa pinchando aquí. La mejor manera de visitar el castillo y conocer su historia es reservando un Free Tour por Vyšehrad.

Ver precios de hoteles en Praga aquí.

Qué hacer en Praga en tres días

Para el tercer día mi recomendación es hacer una excursión fuera de Praga. A menos de una hora de Praga hay muchos sitios para visitar. Y así tendréis la oportunidad de descubrir un poco más de Chequia.

En cuanto a cómo transportaros fuera de Praga, no hay problema, Chequia cuenta con un sistema de transportes estatal muy eficiente y puntual. En IDOS.cz podéis buscar todas las conexiones de autobuses y trenes.

Kutná Hora

Catedral de Kutná Hora

A menos de una hora en tren, está la ciudad Kutná Hora. Se llega desde la estación Praha hl.n. con České Dráhy, la compañía estatal de trenes.

Kutná Hora es famosa por la Iglesia de los huesos, el Osorio de Sedlec, una pequeña capilla católica decorada con 40.000 esqueletos humanos.

La Catedral gótica de Santa Bárbara es otra visita obligatoria en Kutná Hora. La vista desde afuera es impresionante y por dentro las enormes vidrieras dan una ambientación muy colorida en días soleados.

Cerca de la catedral se encuentran el Museo de la Plata, en dónde se puede entrar a una mina de plata y un antiguo colegio jesuita que hoy en día es una galeria de arte.

Terezín

En Terezín el principal atractivo a visitar es el Campo de Concentración de Theresienstadt. Al pueblo se llega en menos de una hora en bus desde Praga. Los buses los podéis tomar en la estación Florenc, en Praga 8.

En el centro del pueblo encontraréis el Museo del Ghetto Terezín y desde ahí se puede caminar hacía el Campo de Concentración de Terezín.

Esta antigua fortificación fue usada por los nazis durante la ocupación de Chequia, primero como un ghetto y más tarde como campo de concentración.

Terezín también fue utilizado para hacer creer al mundo que las condiciones en los campos de concentración no éran tan malas.

La excursión a Terezín se puede hacer por libre o contratar un tour que incluya el transporte desde Praga. Mi recomendación sería la segunda opción. Con el tour tendréis un guía y el traslado se os hará más simple.

Tour al Campo de Concentración de Terezín

Pilsen

Podéis llegar tanto por tren como bus. Los trenes se toman en Praha Hl.n. con la compañía České Dráhy y tarda una hora y media. Los buses son más rápidos (1h) y más económicos, se toman desde la estación Florenc con la compañía Regiojet.

Pilsen o Plzeň en checo, es la ciudad de la cerveza por excelencia. Ahí se encuentra la mayor fábrica de cerveza de la República Checa y la marca más representativa, Pilsner Urquell.

Pilsner Urquell ofrece un tour de la cerveza que os llevará desde la antigua fábrica hasta la actual pasando por todo el proceso de fabricación de la cerveza más famosa del país. El tour cuesta 250CZK (10€) e incluye una degustación.

Pero Pilsen no es sólo cerveza, en el centro histórico encontraréis la Catedral de San Bartolomé y la Gran Sinagoga. Os recomiendo visitar ambos templos, merece la pena verlos tanto por fuera como por dentro.

También se pueden visitar las Galerías Subterráneas. Este sistema de túneles subterráneos está formado por sótanos de 2 y 3 plantas que recorren el centro histórico de Pilsen.

Castillo de Karlštejn

Castillo de Karlštejn

El Castillo de Karlštejn fue mandado construir por Carlos IV en el año 1348. De estilo gótico, el castillo está ubicado sobre una colina por encima de un pueblecito con el mismo nombre, Karlštejn.

Para llegar, podéis tomar un tren directo con la compañía České Dráhy desde la estación central Praha Hl.n. El viaje dura 40 minutos y salen trenes cada media hora durante todo el día.

El Castillo de Karlštejn tiene mucho que ofrecer, la Capilla de la Santa Cruz y las increíbles vistas desde la Gran Torre son los principales atractivos.

Se pueden echar un par de horas sólo caminando dentro del Castillo e imaginando cómo sería hace 700 años. Está tan bien conservado que parece haber sido sacado de una máquina del tiempo.

Además, pasear por el pueblo y los alrededores es lo mejor para disfrutar del sitio como lo haría un checo, combinando pueblo y naturaleza.

La entrada al Castillo de Karlštejn cuesta 80 CZK (3€) y para subir la Gran Torre son 260 CZK (10€). Lo recomendable es contratar un tour guiado en el mismo castillo que incluya la entrada y la Gran Torre:

  • Tour guiado por la habitaciones privadas de Carlos IV: 330 CZK (12€).
  • Tour guiado por la Capilla de la Santa Cruz y las salas sagradas: 580 CZK (22€).

Aquí podéis consultar los horarios de apertura.

Vista desde Letná

TIP EXTRA: Para ahorrar algo de dinero en alojamiento, os comparto un descuento de 28€ en AirBnb al que podéis acceder pinchando aquí.

Qué hacer en Praga en 4 días

Si tenéis la suerte de contar con 4 días para visitar Praga, os recomiendo conocer sitios menos turísticos y así descubrir un poco de la otra Praga, la que más suelen disfrutar los locales.

Dependiendo de la energía y las ganas que tengáis podréis visitar más o menos sitios. Por ello, os dejo una lista de sitios entre los que elegir:

Parque Letná y el Metronómo

Cuando vivía en Praga éste era uno de mis parques favoritos para hacer pic-nic y pasar la tarde. Ahí encontraréis un Beer Garden que se pone muy animado cuando hace buen tiempo.

Año atrás, en Letná se encontraba una estatua de Stalin que coronaba Praga y recordaba el yugo soviético al que se sometía el país. Tras la caída del bloque socialista, se sustituyó por un Metrónomo. Fue un gesto para simbolizar que ahora Chequia marca su propio tiempo.

Ahí mismo se encuentra una de las mejores vistas de Praga. Desde el Metronómo se ve el Castillo de Praga, el Teatro Nacional, el Puente de Carlos IV y los demás puentes que unen ambas orillas del río Moldava.

Obora Hvězda – Palacio de verano

Obora Hvězda es un palacio de verano que data del siglo XVI.

El palacio, con forma de estrella de seis puntas, está situado en el centro de un bosque rodeado de una muralla también con forma de estrella. Es un sitio perfecto para pasear y relajarse un rato.

El palacio abre de primavera a otoño y la entrada cuesta 75 CZK (3€). El parque se puede visitar gratis todo el año.

Náměstí Míru – La plaza de la paz

Náměstí Míru se encuentra en un barrio no muy transitado por turistas y con un ambiente más local. Extranjeros residentes y praguenses quedan para tomar algo en los numerosos locales que hay alrededor de la plaza.

En el centro del parque se encuentra la Iglesia neo-gótica de Santa Ludmila. Y entorno a Náměstí Míru veréis muchas calles con edificios de la época de la Primera República Checoeslovaca.

Riegrovy Sady

Otro de mis parques favoritos para pasar las tardes primaverales y veraniegas. El Beer Garden es uno de los más frecuentados por los locales, sobre todo cuando se proyecta algún evento deportivo.

Divoká Šárka – Reserva Natural

Para los que queráis pasar el último día alejados de la ciudad y ver algo de naturaleza en República Checa, os recomiendo visitar Divoká Šárka.

Es una reserva natural situada a las afueras de Praga, cerca del aeropuerto. Desde el centro se tarda en llegar menos de media hora.

Ahí podéis pasear por bosques y con suerte ver ardillas e incluso ciervos. Hay muchos arroyos y un gran lago. Además podréis disfrutar de una vistas impresionantes en unas grandes colinas rocosas que hay por todo la reserva.

Pues esto es todo,hasta aquí mis recomendaciones sobre que ver en Praga en un fin de semana, dos tres o cuatro días.

Por último, en Consejos para viajar a Praga dejé varias recomendaciones de restaurantes y bares que os podrían venir muy bien, y recordad que para ahorrar algo de dinero en alojamiento, os comparto un descuento de 28€ en AirBnb al que podéis acceder pinchando aquí.

Espero que esta guía os ayude a que vuestros días en Praga sean memorables. De igual manera, si alguien tiene algunas recomendacios que añadir estamos abiertos a sugerencias 🙂

¡No te vayas todavía! Descubre las mejores excursiones en Praga aquí.

By |2018-06-11T22:57:40+00:00junio 11th, 2018|Categories: Europa|Tags: , |0 Comments

About the Author:

Viajero y aventurero a tiempo completo. Viajo para conocer gente, culturas, comidas y aprender de los demás. Actualmente viajo a dedo con mi esposa por Latino América en una luna de miel infinita.

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies